Área profesional

  Portal turístico | Blog turístico | Nuestro Gran Destino | Sede electrónica

Pablo Llinares destaca en Atlantur el “esfuerzo coordinado de instituciones y empresas turísticas por dar soluciones de seguridad sanitaria para la recuperación del sector”

23 de abril, 2021

Pablo Llinares, director gerente del Patronato de Turismo de Gran Canaria, ha sido el encargado de abrir la tercera jornada de Atlantur 2021, la Feria Profesional para Establecimientos Turísticos que se ha desarrollado de forma presencial en Institución Ferial de Canarias (INFECAR), y que arrancó su celebración el pasado miércoles en ExpoMeloneras.

La primera mesa de debate del día ha sido presentada y moderada por Pablo Llinares, en la que se trataron las últimas novedades en soluciones covid para el sector turístico y se dieron las claves para abordar los retos que se presentan tras la crisis sanitaria.

Llinares comenzó la sesión destacando “el acierto” de este evento que se ha presentado en formato híbrido, permitiendo así la participación y seguimiento presencial y virtual, algo que demuestra la “capacidad del destino para organizar y acoger importantes acontecimientos que retoman los contactos cara a cara, acercándonos cada vez más a la ansiada normalidad, al tiempo que utilizan las herramientas digitales para expandir su difusión en el contexto actual”.

El representante del Patronato de Turismo repasó los pasos dados por la institución desde la irrupción de la pandemia, destacando los servicios puestos a disposición del turista al inicio del estado de alarma sanitaria para la vuelta a sus países de origen, de forma que “guardaran un buen recuerdo de la Isla, a pesar de la situación”. Resaltó que Gran Canaria tiene un turista fiel, con más de un 60% de repetidores, y que “se procuró que todos nuestros visitantes se vieran afectados de la menor forma posible”.

El cero turístico dio paso a “una estrategia de comunicación basada en mensajes positivos para mantener el destino en la mente de los potenciales viajeros”, señaló Llinares, contando con “la implicación y esfuerzo de todo el equipo que integra el ente promotor”. Un periodo de mucho consumo de contenidos en el que ha sido posible amplificar las acciones promocionales aprovechando las “oportunidades que brinda la tecnología”.

Simultáneamente, Gran Canaria se ha centrado en la reactivación del sector turístico, con la “importante participación del ámbito privado, que se ha preparado a conciencia para recuperar las cifras de llegadas de turistas, mayores a los cuatro millones cada año”.

La mesa denominada “Soluciones COVID en el sector turístico” ha contado con la participación presencial de Antonio Garzón, experto en dirección de hotel y consultoría de A&B. Fundador y Gerente de Nutrihotel, y Nayra Pérez, Socia cofundadora CONTROL H&S, especialista en control higiénico sanitario y de seguridad, acompañados en el recinto ferial de Gran Canaria por Pablo Llinares. A ellos se han unido de manera online Francisco Molina, director de Ecogénesis. Ductfit, Massimiliano Dragoni, responsable de políticas en DG Connect – Digital Innovation and Blockchain, y Juan Viesca, director de Fondos Europeos de la Fundación FINNOVA.

Además, el panel se ha completado con la inserción de un vídeo del eurodiputado grancanario Juan Fernando López Aguilar, en el que ha hecho referencia al fuerte impacto de la crisis sanitaria en la economía de las Islas, “especialmente ligada al turismo, una de las actividades más castigadas por la pandemia”. En su presentación insistió en la importancia del trabajo que se está llevando a cabo en la Unión Europea para impulsar el “certificado verde digital” dentro del espacio Schengen de libre circulación de personas dentro del territorio europeo, una “herramienta con contenidos uniformes y válidos para todos los estados miembros”, como “paso imprescindible para la recuperación del PIB y del empleo en Canarias”.

Los participantes han detallado la transformación que el sector turístico ha tenido que adoptar de forma rápida y eficaz para continuar con la actividad de la principal industria de la Isla garantizando en todo momento la seguridad y el control de los riesgos sanitarios.

Medidas especialmente notorias en el segmento alojativo, restauración y alimentación y bebidas, como apuntó Antonio Garzón, “con la aplicación de nuevos controles de aforo y procedimientos en restaurantes y zonas de cocina, donde la tecnología ha facilitado las cosas con elementos como las cartas a través de la utilización de códigos QR”. Para la experta en prevención de riesgos, Nayra Pérez, la “implantación de medidas y protocolos transmiten una mayor seguridad y confianza al turista. Siempre ha existido un control de la seguridad en el sector turístico, pero la covid ha visualizado su importancia”.

También se hizo referencia a nuevos sistemas para la purificación del aire de los espacios como complemento a otras formas de desinfección, “que han de ser complementarias para recuperar la normalidad”, según destacaba Francisco Molina. Massimiliano Dragoni aseguró, por su parte, que “la tecnología será un factor primordial para aportar seguridad a los turistas y derribar el miedo psicológico que pueda afectar a determinadas personas tras la pandemia”.

Por último, Juan Viesca explicó los diversos fondos que la Comisión Europea ha diseñado para la recuperación de los países miembros, e hizo un “llamamiento a las administraciones públicas para que aprovechen el conjunto de recursos financieros, especialmente los programas que pueden beneficiar el sector turístico”. Insistió en que “lo más importante es que se sea capaz de gastar toda esa cantidad de dinero con proyectos concretos”.

Ya en el espacio de coloquio, todos los participantes coincidieron en que la digitalización ha “venido para quedarse”, trasformando procesos que se están viendo mejorados por la rentabilidad y flexibilidad que implica en las organizaciones que la aplican en la experiencia turística. En el marco de los cambios acelerados por la pandemia también se ha mencionado el auge del teletrabajo, segmento por el que “está apostando e impulsa el Patronato de Turismo de Gran Canaria”, manifestó Pablo Llinares. Asimismo, resaltó las potencialidades del destino para atraer al trabajador remoto, como “un clima inmejorable, la posibilidad de coger olas en playas paradisiacas, servicios y calidad sanitaria basados en estándares europeos y la mejor conexión a internet”.